Blogia
sonoro

Desalojan a golpes a vecinos de Tultitlán; Peña Nieto culpa de la violencia al INM

Tultitlán, Mex., 18 de abril. Al menos 70 policías estatales armados con toletes arremetieron contra 60 vecinos, quienes durante cinco horas bloquearon la carretera que conduce de Tultitlán a Cuautitlán para demandar justicia por el crimen de Roberto Lugo Hernández, asesinado durante un operativo del Instituto Nacional de Migración (INM) y la policía estatal contra inmigrantes. Hubo 20 detenidos y varios heridos.

En tanto, el gobernador del estado de México, el priísta Enrique Peña Nieto, salió en defensa de la policía estatal, al señalar que "lo que no me parece lógico (es) suponer que nada tuvo que ver o que no estuvieron involucrados funcionarios del INM" en la muerte de Lugo Hernández -quien fue confundido con un indocumentado-, mientras que el director de la Agencia de Seguridad Estatal, Wilfrido Robledo Madrid, indicó que los vecinos amagaron con linchar al policía que disparó "en defensa propia".

Entrevistado en Naucalpan, el mandatario agregó que el "acto de violencia" fue dirigido por personal del INM, pues de esa institución fueron los vehículos quemados, y agregó que "los emblemas -de los vehículos- no mienten". Destacó que tanto autoridades estatales como federales deben asumir su responsabilidad en el caso, pero no envió ningún mensaje a deudos y vecinos de Roberto Lugo.

Mientras el mandatario estatal inauguraba áreas de especialidades en una universidad privada, vecinos del barrio la Concepción, en Tultitlán, y de la colonia Loma Bonita -del municipio vecino de Cuautitlán México- cumplían un día de bloqueo a la avenida San Antonio, mismo que extendieron este martes hacia la carretera a Cuautitlán, paralela a la autopista México-Querétaro.

Alrededor de las 13:30 horas, al menos 70 granaderos, algunos con armas de fuego y escudos, formaron una fila sobre la carretera a Cuautitlán, dirección norte, y avanzaron contra los manifestantes. Los vecinos enfrentaron a los oficiales, quienes respondieron con golpes.

La policía detuvo a 20 personas e intentó llevarse a algunos curiosos, como Anaur Alanís, de 14 años, quien afuera del negocio de su familia observaba, pero fue alcanzado y arrastrado. Sus padres forcejearon con los oficiales y lo liberaron.

"¡Justicia, justicia!", gritaban los manifestantes, que demandan una indemnización para la familia de Roberto Lugo, el retiro definitivo de los operativos del INM y ser atendidos por las autoridades municipales y del gobierno estatal.

Asimismo, demandaron al INM trato "humanitario" para indocumentados que llegan a la zona de vías de Lechería, La Piedad y La Concha, entre otros puntos.

A las 17 horas de este martes fueron sepultados los restos de Roberto Lugo por sus familiares, amigos y vecinos del barrio La Concepción. Joseline Hernández Zavala, su madre, dijo que su hijo acudiría este martes a su primera cita de trabajo y que era muy apreciado en su comunidad.

La Procuraduría General de Justicia del estado ha guardado hermetismo sobre la situación legal de los 10 policías que participaron en el operativo, quienes la madrugada de este martes fueron trasladados a la mesa de responsabilidades de los servidores públicos en la Subprocuraduría de Tlalnepantla.

En tanto, los cinco elementos del INM fueron puestos a disposición del Ministerio Público Federal, en Naucalpan.

El quinto visitador de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de México (Codhem), Gonzalo Flores Arzate, cuestionó que a más de 24 horas del incidente en que falleció Lugo Hernández, la Agencia de Seguridad Estatal no haya identificado y presentado al oficial que disparó en su contra.

En entrevista telefónica, dijo que inició la queja 2233/06, y que dio 10 días de plazo al titular de la corporación policiaca, Wilfrido Robledo Madrid, para que entregue a la Codhem un expediente sobre los detalles de la agresión promovida por sus subalternos en Tultitlán, la lista de elementos que integraban el operativo, el nombre del comandante al mando del mismo, y la justificación legal para utilizar armas en dicho operativo.

En un comunicado, la Agencia de Seguridad Estatal argumentó que habitantes de La Concepción enfrentaron a los policías estatales y del INM en un intento por liberar a 10 indocumentados, y que hubo un "forcejeo donde se accionó el arma de cargo de un agente, ocasionando la muerte a Roberto Lugo Hernández". Por lo anterior, el agente del Ministerio Público del fuero común inició la averiguación previa CUA/MEX/III/2108/06, para deslindar responsabilidades.

Sin embargo, de acuerdo con la versión de Robledo Madrid, el operativo contra inmigrantes había concluido cuando integrantes del INM fueron agredidos con pedradas por los vecinos. "Eran como 100 personas de Tultitlán. Uno de los policías cortó cartucho e hizo la advertencia de que se detuvieran; le dijeron que no y que con todo y su arma lo iban a agredir. Entonces volvió a cortar cartucho, le llegan por atrás y a abrazar (sic), y ahí es donde dispara él, le pega a ese joven que era de los más violentos".

Para el comisionado, la actitud de los pobladores de Tultitlán en oponerse a los operativos tiene su razón, ya que obtienen beneficios directos de los inmigrantes, ya sea por alimentos o por alojamiento durante el tiempo que pasan por la localidad.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres